Saltar al contenido

Barbacoas con tapa

Si buscas aprovechar más el calor e intensificar el sabor ahumado de tus platos, debes hacerte con una barbacoa con tapa. Además, podrás cocinar otro tipo de alimentos, como pizzas, asados, pan o postres, ya que al bajar la tapa y colocando de manera estratégica las brasas, conviertes tu barbacoa en un horno.

Las barbacoas con tapa son uno de los modelos más demandados del mercado actual. Si estamos al día en cuanto a los diferentes tipos de barbacoa que existen, sabremos que las que tienen tapa son generalmente una herramienta mucho más útil para mantener los alimentos protegidos y tal y como ya hemos comentado, por la posibilidad de cocinar muchos otros tipos de alimentos en ellas.

¿Te gustaría saber más las barbacoas con tapa?

Las mejores barbacoas con tapa que hay en el mercado 2022

Existen infinidad de modelos de barbacoa con tapa, pero en todas ellas podemos encontrar una particularidad concreta o un diseño diferente que te puede enamorar.

Si la seguridad es un punto importante para ti, las barbacoas con tapa son mucho más seguras que cualquier otro modelo. Si dejamos las brasas encendidas per con la tapa bajada, estas se apagaran solas. Una barbacoa con tapa es la mejor opción para una terraza o ático, por seguridad y comodidad a la hora de su limpieza.

¿Cuando es mejor usar la tapa en la barbacoa?

La tapa sirve para convertir tu barbacoa en un horno convencional. Cerrando la tapa nos aseguramos de que el calor y el humo que se generan durante la cocción permanezcan en los alimentos durante más tiempo. Debes asegurarte de que la comida reciba calor por todos lados por igual y de esta forma se cocine mucho más rápido y uniformemente desde el interior. Cuanto menor sea el tiempo de cocción, menos jugos se perderán. La tapa de la barbacoa de carbón es un elemento cada vez más común y en las barbacoas de gas es imprescindible.